Iglesia Evangélica de La Puebla del Río

2 Juan 7-13

Muchos engañadores han salido por el mundo, que no confiesan que Jesucristo ha venido en carne. Quien esto hace es el engañador y el anticristo. Mirad por vosotros mismos, para que no perdáis el fruto de vuestro trabajo, sino que recibáis la recompensa completa.Cualquiera que se extravía y no persevera en la doctrina de Cristo, no tiene a Dios; el que persevera en la doctrina de Cristo, ése sí tiene al Padre y al Hijo. 10 Si alguno viene a vosotros y no trae esta doctrina, no lo recibáis en casa ni le digáis: «¡Bienvenido!», 11 porque el que le dice: «¡Bienvenido!» participa en sus malas obras. 12 Tengo muchas cosas que escribiros, pero no he querido hacerlo por medio de papel y tinta, pues espero ir a vosotros y hablar cara a cara, para que nuestro gozo sea completo.13 Los hijos de tu hermana, la elegida, te saludan. Amén.

Esta carta fue necesaria ya que había falsos maestros apareciendo con sus grandes sonrisas en las primeras iglesias. Venían de otras partes, entraban en las reuniones de casa, como lo hacían la iglesia del primer siglo. Había un grupo falso, que no tenia a Dios (v9) pero si se consideraban a si mismos cristianos, los gnósticos.   Los gnósticos decían que Cristo vino desde el cielo pero realmente no era hombre. Así  que no creían que Jesús tuvo hambre o sed o le corría sangre por las venas. Dijeron que Cristo vino como un ángel. Esta es la herejía. La Biblias dice, y Jesucristo dijo, soy Dios, Soy Hombre. Soy Hijo del Hombre. Jesús es El Señor, es Jehová, autor de la creación, desde la eternidad el Hijo se ha sentado a la diestra del Padre, con la plenitud del Espíritu Santo allá con ellos, Padre, Hijo, Espíritu, como aprendimos hace un mes en 1 Juan 5:6 Éste es Jesucristo, que vino mediante agua y sangre; no mediante agua solamente, sino mediante agua y sangre. Y el Espíritu es el que da testimonio, porque el Espíritu es la verdad. Tres son los que dan testimonio en el cielo: el Padre, el Verbo y el Espíritu Santo; y estos tres son uno. Y tres son los que dan testimonio en la tierra: el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres concuerdan.

Así, la sangre de Jesús es de suma importancia para nuestra fe cristiana.

Jesús tenia que ser un hombre, nacido de una virgen, para ser el Mesías prometido. Por eso es importante el v. 7: “Muchos engañadores han salido por el mundo, que no confiesan que Jesucristo ha venido en carne. Quien esto hace es el engañador y el anticristo.“

La Biblia toca el mismo tema en la carta de 1 Juan 4:1: “Amados, no creáis a todo espíritu, sino probad los espíritus si son de Dios, porque muchos falsos profetas han salido por el mundo. En esto conoced el Espíritu de Dios: todo espíritu que confiesa que Jesucristo ha venido en carne, es de Dios; y todo espíritu que no confiesa que Jesucristo ha venido en carne, no es de Dios; y éste es el espíritu del Anticristo, el cual vosotros habéis oído que viene, y que ahora ya está en el mundo.”

v.8 “Mirad por vosotros mismos, para que no perdáis el fruto de vuestro trabajo, sino que recibáis la recompensa completa”

Un ejemplo de esto es cuando no cuidas el ministerio que el Señor te ha dado, ya sea tu testimonio o tu familia, o un estudio bíblico en tu casa, el ejemplo mas obvio es el de nuestro pastor Basilio.  El tiene que cuidar su rebaño espiritual, esta iglesia. El no puede darle la bienvenida a cualquier “evangelisto” que anda por la Península. Incluso, el pastor compartió una carta de noticias, que hay pastores dentro de Capilla Calvario que andan “besando” a los que no comparten la doctrina de Cristo.  Así el Pastor tiene que cuidar que no venga otro pastor y se robe ovejas de esta iglesia y los lleven a una doctrina falsa. En este caso, seria como si el pastor hubiera perdido el fruto de su ministerio. Así, para recibir su recompensa completa, tiene que cuidarles de lobos que andan presentándose como evangelistas pero realmente son maestros falsos. 

Y para todos los que están aquí que no son pastores, también tienen que cuidar su fruto, por que todo creyente tiene que tener fruto, el cual es prueba de una vida cambiada. Si sigues odiando o echando mentiras todo el tiempo, Juan dice que realmente no eres de Dios. Los que son de Dios andan en amor, andan en verdad, y no andan en pecado.

Así V.10 dice “Si alguno viene a vosotros y no trae esta doctrina, no lo recibáis en casa ni le digáis: «¡Bienvenido!» así el creyente tiene que cuidar su casa.  No dejes que cualquier persona venga a tu casa y te hable de Religión.  Esto es lo que dice este pasaje. Lo que paso con los primeros Cristianos es que tenían estudios bíblicos en la casas – casi a diario, pero vinieron gnósticos a los cristianos diciéndoles que también eran Cristianos, pero no creían que Cristo vino en la carne. La orden de 2 Juan es no dejar que cualquiera entre en tu casa. Dice Juan que han salido muchos engañadores, falsos maestros. Sabemos que es verdad en San Quintín.  No todos los que aparecen diciendo hermano, Dios le bendiga, son hijos de Dios. 

V.11 porque el que le dice: «¡Bienvenido!» participa en sus malas obras.” Mi suegro dio un buen ejemplo el domingo.  Vino a San Quintín hace 20 años un evangelisto y pidieron de la gente del área que alquilaran un salón social para el, y que le pagaran para que el pudiera venir, y el vino en carros de lujo y hasta con guarda espaldas como si fuera el presidente, y solo dio una bienvenida, unas palabras y se fue, y dejo muy decepcionado al Dr. González. El punto es que si viene un ministerio de no se donde, pidiendo tu ayuda, pidiéndote dinero para una campaña, no le vayas a dar todo lo que tienes en el bolsillo sin saber bien de donde vienen o cual es su doctrina, porque si el evangelista es un farsante, un falso profeta, entonces ustedes también van a estar participando en sus malas obras.  Si tienes incertidumbre sobre misioneros buenos o malos, llamen inmediatamente al pastor, y un 90% del tiempo los falsos profetas van a salir huyendo! Amen? Si alguno viene a vosotros y no trae esta doctrina, de la Biblia, no le recibáis en la casa, ni le digas bienvenido.”

V12 “Tengo muchas cosas que escribiros, pero no he querido hacerlo por medio de papel y tinta, pues espero ir a vosotros y hablar cara a cara, para que nuestro gozo sea completo” Cuan grande gozo hay cuando los hermanos pueden reunirse a pasar buenos tiempos juntos! Los mejores recuerdos que tengo de mi iglesia como Niño eran las salidas de la iglesia, cuando todos nosotros salíamos juntos a un retiro, o a un fin de semana.  Que bueno es pasar tiempo cara a cara, esta bien recibir felicidades por mi bebe desde lejos por email, pero es mucho mas bonito aun en persona, con todos dándonos felicitaciones! El deseo de Juan era visitar a sus hijos espirituales! La tradición de la iglesia dice Juan vivió hasta los cien años de edad, mucho mas que los demás. Le cortaron las cabezas a Pablo y Pedro en el año 66, mas Juan vivió 35 años mas que ellos, y el Señor le dio larga vida a el para que el pudiera ser el anciano de la Iglesia, no Papa, solo anciano, el viejo apóstol amado por nuestro Señor Jesús. 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s